• Hace nueve años, esta enfermedad hizo perder más del 90 por ciento de la producción en la región de Coatepec.

EntreParéntesis/Francisco De Luna

Xalapa, Ver.-En cultivos de café, los productores reportaron que de nuevo apareció la roya, el hongo que daña los sembradíos y por lo tanto la producción, indicaron productores en regiones montañosas de Veracruz.

Los campesinos de café de la zona del Tlapala y Manuel González en el municipio de Huatusco, de la zona centro del estado de Veracruz reportaron la aparición de esta plaga en sus plantíos.

Por esa razón alertaron a sus compañeros para revisar sus cultivos y atender lo más pronto posible antes que se propague.

Es así que los cafetaleros solicitaron el apoyo a Gobierno del Estado ya que temen podría ser una nueva variedad, lo que puso en alerta a productores, pues recuerdan los estragos que generó en el año de 2012.

Trascendió que buscarán apoyo por parte de Gobierno del Estado y las dependencias correspondientes para evitar un brote mayor.

Hace nueve años, esta enfermedad hizo perder más del 90 por ciento de la producción en la región de Coatepec.

Desde 2015, agrónomos, biólogos, investigadores y estudiantes de la Universidad Veracruzana (UV), junto con otras 10 instituciones académicas y científicas, formaron una red nacional para contener los daños que ya se veían venir. Además de la tecnociencia agrícola o ambiental, iniciaron un acompañamiento para entender y dimensionar los problemas que viven en el campo, sus dinámicas de trabajo y sus necesidades.

La roya es una enfermedad originaria de África que fue reportada en México por primera vez en 1981.

Pero en aquellos momentos, los cafetales estaban preparados para enfrentar el problema, el clima era más estable y no tuvo los efectos negativos esperados y las cosechas resistieron a estos embates.

Pero en 2012 se presentó un nuevo brote mucho más agresivo y este se fue extendiendo por el país, sin embargo, en 2016 generó las cosechas más bajas en los últimos 50 años, reportaron los caficultores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *